Dice virtualidad no afecta procesos legales ni derechos – Periódico El Caribe



Molina dijo que para tomar decisiones escucharon la diversidad de sectores.

El presidente del Consejo del Poder Judicial afirmó que la operatividad electrónica en la justicia no altera las reglas procesales legales ni tampoco vulnera los derechos de las partes.

Desde hace días, varias agrupaciones de abogados han demando la reapertura presencial de los tribunales y elevado acciones en diferentes instancias para que se ordene volver a realizar las actividades del Poder Judicial y sus juicios de manera presencial, y no virtual como se ha estado haciendo como consecuencia de la incidencia de la COVID-19.

Contrario a esto, el magistrado Luis Henry Molina consideró que la virtualidad en el sistema judicial facilita que puedan celebrarse audiencias al margen del riesgo de contagio y prepara al sistema y los actuantes en justicia para poder estar a la altura de los tiempos actuales.

“Solo así tendrá sustento la visión de una Justicia oportuna, capaz de responder a las demandas y requerimientos de sus usuarios y de la sociedad”, expresó el también presidente de la Suprema Corte de Justicia (SCJ) en su artículo titulado “Fase 2: Pandemia y Servicio Judicial”, publicado en su blog personal.

Intereses individuales no afecten los del colectivo

En el escrito, el magistrado explicó que las medidas tomadas durante el estado de emergencia desde que la COVID-19 fue declarada pandemia son la habilitación de un contexto legal y operativo para proteger las funciones públicas y sociales, “de modo que el aumento de la incertidumbre y de los contagios tenga límites y los intereses individuales, ante el peligro, no terminen por afectar de manera irreparable los del colectivo”.

Indicó que el Consejo del Poder Judicial ha tenido que tomar medidas en el marco de emergencia por la pandemia y lo ha hecho escuchando diversidad de sectores, actores, usuarios y servidores.

Molina explicó que en esta segunda fase, del Plan de Continuidad de Labores que están aplicando, se ha determinado pasar a la apertura de servicios de todas las jurisdicciones de manera virtual el 1 de julio y dentro de ella se habilitó la plataforma Servicio Judicial, la cual definió como “una oportunidad para que se pueda trabajar desde casa, permitiendo el acceso a la mayor cantidad de personas posible”.

“Habrá resistencias, todo cambio las conlleva y serán escuchadas y abordadas de modo diligente y consciente. Sin embargo, el acceso y las audiencias contarán con tutoriales y la asistencia técnica de áreas de apoyo del Consejo”, manifestó el magistrado Molina en su artículo.

Reducción de barreras en el uso de herramientas

Asimismo, Molina detalló que se inició un proceso de capacitaciones y diálogo sobre el Servicio Judicial dijo que el mismo marcha hacia la reducción de las barreras y el control de la calidad en el uso de esta herramienta virtual para la celebración de audiencias y la administración del despacho judicial. El magistrado afirmó, además, que “este es el camino para que podamos operar un servicio de justicia para todas y todos”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *